APROBARÁN 70 MIL MILLONES PARA TERMINAR TRAMOS EN VARIANTE

Variante San Francisco-Mocoa

no paralizará trabajos: Invías

 

-              Con 245 mil millones adicionales se sostendrán las obras mientras se aprueba Conpes por 1.8 billones.

-              Avanza unidad regional Nariño y Putumayo en torno al proyecto

 

 

El Instituto Nacional de Vías se comprometió a no permitir que los trabajos de apertura que se adelantan en la variante San Francisco-Mocoa, se paralicen este año como ha sido el constante temor por parte especialmente de los nariñenses, que tienen un especial interés en este proyecto.

Así lo anunció Luis Roberto D´Pablo Ramírez, director técnico de grandes proyectos de esa entidad, durante su intervención en un encuentro celebrado en la capital putumayense, coordinado por la Cámara de Comercio del Putumayo, como una continuidad de los esfuerzos que ha venido liderando la Cámara de Comercio de Pasto con apoyo de la Asamblea Departamental.

El propósito es hacer visible el grave riesgo que corre la variante de quedar paralizada a partir de la mitad del año por falta de presupuesto, luego de agotarse los 401 mil millones de pesos asignados por el Gobierno y con los que se alcanzarán a abrir 17.5 kilómetros a nivel de subrasante.

De acuerdo con el funcionario, con el apoyo de las bancadas parlamentarias de Nariño y Putumayo, además de otras regiones que tienen interés en la variante, se gestionará un adición presupuestal al actual contrato de 245 mil millones de pesos. De ellos 70 mil corresponden a una recuperación de recursos asignados en el presupuesto de 2011 que no fueron ejecutados, 75 mil millones del contrato Plan firmado por Nariño y 100 mil millones que se gestionan de la actual vigencia. Con ello se garantizaría la continuidad de los trabajos entre 2017 y 2018 con cargo al presupuesto nacional.

Todo lo anterior mientras continúa adelante el proceso para lograr el aval fiscal que se requiere para el Conpes, a través del cual se asignarán los 1.8 billones de pesos que está reclamando la obra para ser terminada.

La Cámara de Comercio de Pasto, a través de su directiva Dora Inés Castro Luna, quien representó a la institución, insistió en que,  preferiblemente,  los dineros deben buscarse a través de un crédito con el Banco Interamericano de Desarrollo –BID-, a fin de garantizar la totalidad de la financiación y no dejarla a la aventura de las asignaciones anuales con cargo al presupuesto nacional.

Congresistas de Nariño, Putumayo y el Valle del Cauca, junto a alcaldes del Alto y Bajo Putumayo, autoridades seccionales de los dos departamentos, grupos de veedurías, dirigentes gremiales y las cámaras de comercio de Pasto y Putumayo participaron en el certamen que permitió dar un paso firme hacia la unificación de la lucha de nariñenses y putumayenses para sacar adelante la obra.

 

 

Bloque regional

 

La cita en Mocoa logró avanzar en el propósito de fortalecer la unión regional de los departamentos de Nariño y Putumayo, los que cuentan con el respaldo de otros departamentos en su interés de sacar adelante la variante San Francisco-Mocoa, que tendrá no solamente un impacto regional sino nacional por la conexión que tendrá con la troncal que unirá a las capitales de Venezuela, Colombia y Ecuador y si se la percibe como futura integrante del corredor intermodal Tumaco-Belén Do Pará tendrá que asimilársela como una vía de carácter transnacional.

Desde ya, uno de los compromisos es la de hacer una gestión conjunta para propiciar un encuentro en la capital del país con asistencia del ministerio de Hacienda y otras altas instancias gubernamentales, los parlamentarios de Nariño y Putumayo más la dirigencia política de otros departamentos que apoyan la obra, para lograr la firma del documento Conpes para la variante y la asignación de recursos que permitan la continuidad de la obra hasta que se pueda asegurar definitivamente los 1.8 billones de pesos que se calculan se requieren para terminarla.

El senador del Valle del Cauca, Javier Delgado Martínez la calificó como “una vía para la competitividad”, por lo que consideró que la bancada vallecaucana debe formar parte del bloque de presión ante el Gobierno para asegurar los recursos que hagan falta.

El secretario de Hacienda de Nariño, Mario Benavides, quien representó al gobernador nariñense en ese encuentro, expresó que este proyecto corresponde a una visión estratégica para la competitividad y posicionamiento del sur del país en la economía nacional. Urgió la aprobación de un Conpes para la obra.

El representante putumayense Orlando Guerra de la Rosa dijo que los congresistas de los dos departamentos deben comprometerse en la tarea de asegurar los recursos para la variante, por lo que planteó que se debe actuar en equipo.

José Antonio Castro Meléndez reclamó el liderazgo de los mandatarios seccionales de Nariño y Putumayo (la gobernadora putumayense estuvo ausente), para contribuir a la presión que debe hacerse para que se firme pronto el documento Conpes y evitar que una obra tan importante se quede desfinanciada.

El director ejecutivo de la Asociación Nariñense de Ingenieros, Nelson Peña, integrante de la veeduría que lidera la Cámara de Comercio de Pasto, recordó los cientos de muertos que ha dejado la actual vía que une a Mocoa y San Francisco, señalando que no sería concebible que pase el actual Gobierno y no se consiga, a pesar de ello, asegurar los recursos que reclama la variante para ser una realidad.

Al destacar la unión de las dos regiones, el director de Grandes Proyectos del Invías, Roberto D´Pablo los alentó a seguir trabajando juntos e indicó que el Ministerio de Hacienda tiene la clave para financiar el proyecto.

Sin embargo, dijo que por la complejidad del proyecto, a este ministerio deben apoyarlo todas las demás instancias ministeriales del Gobierno, el Congreso, los entes territoriales y la sociedad civil.

Modificado por última vez enLunes, 13 Febrero 2017 11:25
volver arriba
logos